lunes, mayo 10, 2010

Ca$h and Gun$ - Print & Play


Resulta que tenía que preparar un sarao por casa para después de una barbacoa y me apetecía buscar algún tipo de juego que fuese a la vez ligero, sin tablero y para un grupo de jugadores de al menos siete personas.

Entre los posibles jugadores había alguno que renegaba de cualquier juego que sonase a "friki", alguno que llevaba años sin jugar y alguno que abiertamiente afirma que "no le gusta jugar a nada".

Además de todo esto, estaba la cuestión de buscar un juego que pudiese montar de manera casera a bajo coste, ya que iba a ser un juego que sólo se iba a utilizar dos veces: la primera y la última.

De este modo, y tras alguna búsqueda por los foros de la BSK, terminé reduciendo mi lista a dos posibles juegos: Hombres Lobo de Castronegro y Ca$h and Gun$.

Hombres Lobo de Castronegro es un juego para entre 8 y 18 jugadores, lo que justo rayaba el límite de personas para el evento. Como además preveía que posiblemente algún jugador se retirase de la timba antes de empezar ("no, yo no quiero jugar a eso, a mi me gusta más mirar") o quizás después de la primera partida/ronda ("ha estado muy bien tu fiesta, pero ya nos vamos [apresuradamente]").

De este modo me quedaba en la lista de posibles el Ca$h and Gun$. El juego es para cuatro, cinco ó seis personas, pero sin mucho esfuerzo y sin menoscabo de la jugabilidad se podía ampliar a un par de jugadores más. Así que me decidí a montar mi versión "home made" del juego.

El tema del Ca$h and Gun$ se basa en la reunión de un grupo de gánsters (los jugadores) que se reunen para repartirse el botín de sus robos. Para apoyar sus argumentaciones en las inevitables diferencias en cuanto a qué parte del botín debía tocar a cada uno, cada uno se trajo su pistola...

Cada jugador tiene una pistola y 8 cartas. 5 de esas cartas son "Clic! Clic! Clic!", en las que vamos de farol y nuestra arma no tenía munición; 2 cartas de "Bang!", en la que llevamos munición; y una carta de "Bang! Bang! Bang!" que vendría a ser lo mismo que en el caso anterior, pero que disparamos antes y más rápido.

Las rondas (8 rondas) se van sucediendo. Se ponen 5 cartas con dinero sobre la mesa, que serán cartas de 5, 10 y 20 mil dólares. Los jugadores eligen alguna de las cartas que le queden y la ponen sobre la mesa, boca abajo. Se cuenta hasta tres ("uno... dos... y... ¡tres!") y todos los gánsters deben apuntar a otro gánster con su pistola, a modo de método de presión diplómatico.

Y en este momento los jugadores deben tomar decisiones: "el que me está apuntando, ¿habrá elegido un Bang!?" "buf, me están apuntado tres, bajaré el arma...". Se cuenta hasta tres otra vez y los jugadores deben retirarse (bajar el arma) o gritar "¡Con dos cojones!" y mantener el tipo mientras posiblemente otro gánster le apunta con el arma.

En mitad de una ronda...

Y aquí se resuelve la ronda.
- Los que se retiraron reciben un marcador de "Cobarde" (en nuestra versión era una hoja amarilla), y aunque no participarán en el reparto no sufren ninguna herida.
- Los que eligieron "Bang! Bang! Bang!" resuelven los disparos si su blanco no se retiró. El blanco recibe una carta de herida (una carta roja en nuestra versión) y no participará en el reparto esta ronda.
- Los que eligieron "Bang!" y no se han retirado todavía, resuelven sus disparos simultáneamente. Sus blancos reciben una herida y no participarán en el reparto.
- Si queda alguno que no se retirase ni fuese herido, entonces se reparte el botín entre ellos. La parte del botín que no se pueda repartir equitativamente queda como "bote" para la siguiente ronda.

A las tres heridas el gánster está muerto, y no participará en más rondas de disparos/reparticiones. Por cada marcador de cobarde que recibe un gánster deberá descontar 5000$ del total que consiguiese al acabar la 8ª ronda.

Mirada sádica en primer plano.

Y bueno, eso es todo. Hay reglas adicionales para habilidades especiales y cosas así pero, en mi opinión, para el tipo de fiesta de no jugones que se había montado, las reglas anteriores fueron más que suficientes para jugar con un cubata en la mano.

En nuestra versión "home made" usé las reglas traducidas que encontré en la BSK, aunque también se pueden encontrar en la BoardGameGeek. Las pistolas están compradas en un bazar chino, y les puse el nombre de cada jugador a cada una para que se las llevasen a su casa después de la partida como recuerdo.

Las pistolas preparadas para la partida


Las cartas están en papel de colores con la cantidad de dinero escrito o con el tipo de disparo que hacemos (algunas con unas malditas fundas azúles de marca Ultra Pro que destiñen).

Las cartas de jugador, el dinero y los marcadores de cobarde y herida.

En fin, un juego fácil de montar con un poco de preparación para pasar un rato entretenido después de una cena, sin necesidad de reglas complejas, ni tableros, ni extraños dados poliédricos y sin largos tiempos de inactividad mientras los demás juegan sus turnos (que creo que es fundamental para que la gente no se disperse demasiado en estos eventos).

Me he tomado la libertad de catalogarlo como "Print & Play" en la entrada del blog porque es un juego que se puede montar en casa con relativa facilidad. Unas pistolas de juguete, unas hojas en fundas de cartas coleccionables y ya está.

Las reglas del Cash and Guns se pueden encontrar fácilmente en la BoardGameGeek.

Makarren ahora escribe en HoryMiniaturas.

2 comentarios:

Víctor Sánchez on 11 de mayo de 2010, 23:34 dijo...

Me quedo flipado con tus dotes de anfitrión. Cómo te lo curras, ya lo de comprar las pistolas demuestra que eres un sibarita; yo me habría conformado con usar el índice y el pulgar.

¿Cuántas partidas completas jugastéis? ¿Estuvieron repartidas las victorias o alguien las monopolizó? ¿Alguna tendencia a reseñar entre los jugadores (ensañarse, por ejemplo)?

El de los Hombres Lobo, si no recuerdo mal, es muy parecido al Mafia, juego de cartas que se inventó en un departamento universitario de psicología y que la verdad, yo he jugado bastante a lo largo de mi vida. Es también el típico juego curioso con cero complicación material que se puede sacar a pasear en cualquier momento y cualquiera se añade.

Makarren on 17 de mayo de 2010, 8:31 dijo...

Llegamos a jugar dos partidas, y ambas se completaron. En las dos partidas ganaron diferentes jugadores y nadie tenía la sensación de que alguien iba ganando durante la partida. Bien es cierto que dada la colocación de los jugadores no era fácil controlar cuánto dinero llevaba cada uno... junto que a nadie le importaba demasiado.

No observé piques o ensañamientos especiales más allá del típico apuntar a tu pareja de turno en lugar de a otro jugador menos íntimo para disfrutar más de la mirada de odio/sorpresa de la víctima.

Publicar un comentario

Nos gustaría que nos dejases algún comentario

 

HoryWargames Blak Magik is Designed by productive dreams for smashing magazine Bloggerized by Ipiet © 2008